Nuevamente nos encontramos en un estado de alerta urgente por la elevada tasa de femicidios al comenzar este año

Nuevamente nos encontramos en un estado de alerta urgente por la elevada tasa de femicidios al comenzar este año

Nuevamente nos encontramos en un estado de alerta urgente por la elevada tasa de femicidios al comenzar este año. Ya son 5 las mujeres asesinadas en sólo esta semana: María Barría de Puerto Montt, quien antes había denunciado a su esposo 6 veces, sin respuesta; Sandra Rivas de Rancagua, apuñalada también por su esposo; una ciudadana de origen argentino en Valparaíso, golpeada hasta la muerte por quien se hacía llamar su pareja, y Aylin Fuentes, encontrada atada de manos y pies y una lesión en la cabeza, flotando en Río Claro de Talca; y Delicienne Sajuste, apuñalada por su expareja. A estos 5 casos se suman los por lo menos 3 femicidios frustrados que se datan a la fecha.

Solo el pasado año los datos oficiales entregados por el Ministerio de la Mujer y la Equidad de Género se contabilizaron 46 femicidios y 119 femicidios frustrados. Sin embargo no podemos sino desconfiar de estas cifras, ya que la Ley 20.480, vigente  desde el año 2010 y que tipifica el delito de femicidio, lo acota sólo a la relación entre cónyuges o convivientes, invisibilizando los asesinatos a mujeres dentro de la relación de pololeo o a mujeres trans. Es por esto que la Red Chilena Contra la Violencia hacia las mujeres lleva un registro alternativo que cuantificó durante el pasado año 56 femicidios y más de 200 femicidios frustrados.

Los femicidios son una pandemia que afecta a las mujeres, siendo la expresión más brutal de la violencia machista, las dinámicas de poder y control que ejerce el patriarcado sobre nosotras. Suena paradójico que luego de años de un discurso que reproduce una imagen de nosotras como el “sexo débil” y que estamos más protegidas dentro de nuestras casas, junto a nuestros cónyuges, “parejas”, hermanos, tíos, abuelos o primos, sean estos quienes nos están matando. Las cifras son claras: más del 50% de los femicidios son perpetuados por hombres con quienes tenemos o hemos mantenido relaciones “amorosas”, y más del 80% de la violencia sexual se perpetúa dentro del hogar por un familiar directo o algún cercano a la familia.

Mientras que el gobierno de Sebastián Piñera lanza la campaña #NoLoDejesPasar, en un intento poco claro de hacer frente a la violencia de género, dejando una vez más a las mujeres solas y como si dependiera solamente de nosotras parar la violencia machista que el patriarcado ejerce sobre nuestras cuerpas, llegando hasta incluso arrebatarnos la vida. Por su parte la Ministra de la Mujer y la Equidad de Género, Isabel Plá, guarda silencio ante el cierre de centros de la mujer y casas de acogidas en comunas como San Antonio, sin finalizar los procesos de intervención y sin explicaciones.

La diferencia con otros años es que nos precede una de las más grandes movilizaciones feministas del último tiempo, aquella que involucró un levantamiento de mujeres a lo largo y ancho de Chile. Esto no debe pasar inadvertido, debemos continuar organizándonos y aplicando los aprendizajes del mayo feminista. Los femicidios no son cifras, son compañeras víctimas del patriarcado. Ya no son números, son mujeres de carne y hueso asesinadas por la violencia machista. Podemos ser nosotras, pueden ser nuestras madres, nuestras hermanas, nuestras primas, nuestras amigas, nuestras compañeras.

 

Hacemos un sentido llamado a las organizaciones feministas y a todas las mujeres del territorio a levantarse y organizarse con aún más fuerza. No debemos dejar pasar ningún abuso ni permitir violencia alguna en nuestra contra. Si hoy en día hemos logrado poner en la palestra nuestras demandas, debemos continuar la lucha por los cambios estructurales que necesitamos: una educación no sexista y feminista que elimine la subordinación social de las mujeres y para generar un cambio profundo y permanente en nuestra sociedad.

Avancemos hacia un 8 de Marzo, Día Internacional de la Mujer Trabajadora, de lucha y sororidad. ¡Por un 2019 de organización feminista y revolucionaria! #EstoAmeritaHuelga

Frente Feminista Izquierda Libertaria

IL Blog volver